27 de mayo de 2011

Del Mirage III al Eurofighter en España (IV)

Bautizado en combate
MCDONNELL DOUGLAS F/A-18

A principios del año 1978 el Ejército del Aire inició un programa que, con el nombre FACA (Futuro Avión de Caza y Ataque), tenía como objetivo encontrar el sistema de armas que sustituyese en los años noventa los Mirage IIIE, F-4 Phantom y F-5, que en esas fechas se encontrarían en el final de su vida operativa. Para ello se creó una comisión de evaluación que después de llevar a cabo una rigurosa y exhaustiva evaluación operativa sobre diversos aviones (F-5E, F-14, F-15, F-16, F-18A, F-18L, Mirage 2000 y Tornado), decidió continuar el estudio sobre una lista reducida de tres aspirantes: El General Dynamics F-16 y dos versiones del F-18, una de McDonnell Douglas y otra de Northrop. Finalmente, después de salvar diferentes obstáculos de tipo político e industrial, la decisión recayó sobre el McDonnell Douglas F/A-18A, firmándose, el 31 de mayo de 1983 el contrato de adquisición de 72 aviones F-18 Hornet, cantidad que suponía una reducción significativa de los 144 inicialmente previstos.


Este programa representó al mismo tiempo un reto para el Ejército del Aire español comparable al que años antes supuso la llegada del F-86 Sabre. Comenzaba una etapa de cambios en la que se vería implicada toda su estructura y que afectaría al entrenamiento del personal en nuevas tácticas y técnicas, tanto para pilotos como para el personal de apoyo. Ahora podemos decir que los logros obtenidos son altamente satisfactorios y que la capacitación tecnológica obtenida por el Ejército del Aire, le permite, al igual que la industria española, participar en el desarrollo de nuevos sistemas de armas como el Eurofighter.
El día 10 de julio de 1986 aterrizaban en la base aérea de Zaragoza los cuatro primeros aviones C-15 (denominación asignada en el Ejército del Aire), que formarían parte de la recién creada Ala 15. El último de los 72 aviones, para el Ala 12, llegó a la base aérea de Torrejón (Madrid) el 30 de octubre de 1990, completando con ellos los cuatro escuadrones de F-18 inicialmente previstos, después convertidos en cinco, y a los que se sumarían 24 aviones más comprados de segunda mano a la Marina de EE.UU. y que se integrarían, primero en el Ala 21 de Morón, que cambió su denominación a Ala 11 mientras los utilizaba, y después en el Ala Mixta 46 de Gando.
El avión ha cumplido a la perfección con los requisitos exigidos cuando fue seleccionado y ha superado en el día a día todas las expectativas confirmando el acierto en su selección y sus cualidades como interceptador, especialmente a baja cota. Su agilidad difícilmente superable en el combate cercano, y su gran capacidad de penetrar en el corazón del territorio enemigo y golpearle con gran contundencia, aunque causando solamente el daño preciso e imprescindible, como se demostró durante las acciones llevadas a cabo por la OTAN en la ex Yugoslavia, donde los F-18 se convirtieron en los primeros reactores de combate españoles en entrar en combate real desde la descolonización de Sahara español en la primera mitad de la década de los setenta.
Su radar, el AN/APG-65, es una maravilla tecnológica, pues a la gran definición de sus imágenes se unen unas grandes actuaciones, tanto en el modo aire-aire como en el aire-suelo, pudiendo detectar blancos a 150 km, o bien buscar y seguir de forma automática sin intervención del piloto de hasta diez blancos distintos mientras tiene blocado a uno de ellos.
En cuanto a la instrumentación y diseño de cabina, los pilotos del F/A-18 descubren un mundo distinto al que estaban acostumbrados ya que pasan de una cabina con "relojes" e información analógica a otra basada en pantallas y con información digital. Su armamento consiste en misiles de corto alcance tipo AIM-9L en punta de plano y un cañón interno de 570 disparos de una cadencia de entre 4.000 y 6.000 disparos por minuto.


Puede llevar dos misiles semiactivos aire-aire AIM-7F Sparrow para distancias medias más allá del alcance visual del piloto. Debajo del plano pueden acoplarse más misiles corto o medio alcance pudiendo llevar hasta 7.700 kg de armamento externo o combinación de éste y de combustible.
ARZ 2010-2014